miércoles, octubre 20, 2010

179- Padre-Less

Mi padre nunca estuvo ahí, debo decirlo. Aunque ahora él y yo tenemos una buena relación, pero fue un ausente. Así que, nunca tuve esa fuerte imagen paterna que dicen por ahí que todo niño necesita. Si me auto-psicoanalizo, quizas a eso se deban mis muchas inseguridades (soy increíblemente inseguro pero irónicamente esa inseguridad está acompañada de una dósis de valor que no me permite mirar atrás después que pongo las manos en algo), mis monstruosos miedos, y obvio: mi increíble deseo de ser un buen padre, de estar aquí con mi hijo, cerca.

Pero como dicen por ahí: "Dios le da barba al que no tiene barbilla." Debo agradecer a Dios el estar rodeado de hombres de Dios, mentores, amigos, hombres de familia, padres, de quienes afino mi imagen de padre y de cristiano, constantemente. En ningún momento tratan de ser "padres" o de "adoptarme", somos amigos y ni saben que puedo mirarlos como padres. Pero el crédito debo dárselos. Entre todas las cosas que he aprendido de ellos la que más se ha quedado impregnada en mi: los hombres "espirituales" gozan, son locos (cuando digo locos es... ¡locos!), arriesgados, relajados, saben como divertirse y pasarla bien, como estar lejos y cerca, conectados y desconectados. También, distinta a las imágenes de "hombres espirituales" con que crecí: aburridos, amargados, psicorígidos, de poca risa, cuasi insensibles con sus esposas e hijos, locos por morir e ir al cielo (¡claro con esa vida!).

Así que, esta gente de quiénes les hablo no solo son responsables de que pueda ver buenas imágenes de padre, sino de que tenga buenas imágenes de cristianos, de hombres de Dios, de gente que se toma en serio el ser espíritu, alma y cuerpo. Locos por vivir, no les importa morir, pero aman la vida y la disfrutan porque aman a Dios. Conocerlos y poder estar cerca de ellos ha sido una bendición.

2 comentarios:

Deivi a.k.a El Escribidor dijo...

Yo tuve en mi casa a mi papá pero en realidad fue más mi enemigo. Ahora, cuando ha pasado el tiempo, las cosas han ido mejorando alrededor del perdón que yo decidí tomar. Con el tiempo, las cosas han ido empeorando familiarmente; tanto que no sé donde terminarán. Te sigo leyendo.

veldugo01 dijo...

Deivi: Si, recuerdo leer algo que leíste al respecto.¿Qué haremos con la paternidad? Miro a mi hijo cada día y me encantaría siempre estar ahi, me pregunto también porque mi padre no hizo eso, porque no miró y prefirió siempre estar ahi. Auqnue como dices "se fue" no significa que se quedó más bien que estuvo "presente".... Hay muchos padres ausentes, aquí pero ausentes.